Las plantas no solo están íntimamente involucradas en el equilibrio ecológico del planeta sino también en el balance físico, emocional y espiritual del ser humano.

Una de las maneras más antiguas de obtener los principios activos dentro de las plantas es a través de lo que llamamos aceites esenciales, que se obtienen por destilación de hojas, tallos, flores o raíces.

Energéticamente cada planta tiene un aspecto del todo, es como una solución y según la parte de la planta de la que se obtiene, las características del aceite toman una tipología u otra.

Los aceites esenciales sacados de tallos (madera) sostienen, fortalecen, crean visión y ayudan a crear creencias sólidas y estabilidad: palo santo, sándalo cedro, incienso.

.

.


.

Print Friendly, PDF & Email
Facebook
Facebookinstagram

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para que tengas una mejor experiencia de usuario. Solicitamos tu permiso antes de seguir navegando, porque es necesario tu consentimiento expreso de aceptación de cookies y de nuestra política de cookies que puedes ver aquí. Haz clic en el botón Aceptar antes de seguir. ACEPTAR

Aviso de cookies